¿Cómo usar Instagram para potenciar tu negocio?

 

En el mundo globalizado del siglo XXI, todas las empresas necesitan plataformas de comunicación para posicionar su producto o servicio y alcanzar el éxito. Pero no se trata de seleccionar herramientas aleatorias: es mejor aliarse con espacios digitales para apelar a más de la mitad de la población global, que está interconectada a través de internet.

El grupo con el que deseas conversar definirá cuál es la mejor plataforma virtual para promocionar tu negocio. Por ejemplo, si pretendes dirigirte a adultos y personas mayores, quizás sea más favorable elegir Facebook, conocida por destacar en ese segmento. Por otro lado, si quieres dialogar con jóvenes, Instagram es una excelente alternativa, pues la mayor parte de usuarios tienen de 18 a 34 años.

¿Buscas saber cómo potenciar tu empresa en Instagram? Consultamos al portal Seoptimer y te traemos una respuesta sintetizada y breve. A continuación, te presentamos cinco consejos para mejorar el rendimiento de tu compañía en esa red social.

Diseña una estrategia

Cuando empieces a anunciarte en Instagram, no publiques contenidos de forma aleatoria y sin ningún orden. Es recomendable que definas con anterioridad el fundamento de tu cuenta: qué material compartirás, por qué seleccionaste ese y no otro, con qué propósito y con qué frecuencia. Recuerda explotar las posibilidades de este espacio: además de publicaciones en tu muro, toma en cuenta las historias y los destacados.

Organiza concursos

Este es quizás uno de los mejores métodos para ganar más impresiones y alcance en Instagram. Puedes sortear cualquier premio que se vincule con tu marca. Lo importante es que posiciones una etiqueta y motives a los usuarios a compartir el concurso con sus amigos, en sus historias y en otras redes sociales para participar. Es muy probable que consigas el compromiso de tus clientes.

Interactúa con los seguidores

Sigue a otros usuarios relacionados con tu empresa, regala likes, lanza encuestas y plantea preguntas. También responde comentarios y mensajes y reacciona a cualquier contenido que se conecte con tu marca y que otros compartan. Si incorporas estas sugerencias, se te facilitará entablar una relación más íntima y humana con tus consumidores. Estas prácticas traerán más engagement a tu cuenta.

Dales uso a las menciones

Si buscas que tu material sea visto por otros, no hay mejor camino que utilizar las menciones «@». Te recomendamos etiquetar a los seguidores y los potenciales usuarios de tu compañía. Al final, este es una vía que también le permitirá a tu empresa conectarse personalmente con otros y ganar más engagement.

Sé constante

Aunque sigas nuestras recomendaciones anteriores, tu empresa afrontará varias dificultades si no eres constante en tus publicaciones de Instagram. Recuerda que no puedes aparecer de manera intermitente. Una cuenta es más atractiva si ofrece contenido con un ritmo regular y casi nunca queda en silencio. Para lograrlo, puedes diseñar un calendario o contratar a un profesional que maneje tu perfil.

¿Tienes otros consejos para un emprendedor que acaba de crear su cuenta de Instagram? ¡Déjanos saber en los comentarios!

Cinco errores para evitar en la línea gráfica de tu empresa


L
anzar una empresa es un objetivo que se consuma luego de completar una serie de tareas pequeñas. Definir el producto o el servicio, seleccionar el nombre, levantar el presupuesto son solo algunas de ellas. Entre todas, una de las más importantes es crear una línea gráfica del negocio, esa marca personal que te identifica y te diferencia de la competencia.

Es importante crear una línea gráfica vistosa y sólida porque permite que la empresa se posicione en el mercado y los clientes la recuerden sin importar quiénes son o dónde están. Se trata de una estrategia eficiente para proyectar tu marca de manera consistente.

Conversamos con la diseñadora guatemalteca Angella Kairé para saber cuáles son los errores que debes evitar a la hora de elaborar tu línea gráfica. Si eres un emprendedor solitario o aún careces del presupuesto para contratar a diseñadores, te interesará leer este artículo. Sin más, ¡empecemos!

Copiar otras marcas

Una práctica extendida entre los empresarios primerizos es replicar el logo de otra compañía y realizarle modificaciones leves para adaptarlo. Si bien puede parecer obvio, te recalcamos que no es lo mejor. Los clientes buscan originalidad y novedad en un mar de compañías, así que es mejor si cumples con esa demanda. Además, no lograrás distinguirte mucho si te ves casi igual a otro.

Olvidar el concepto y los bocetos

Una línea gráfica de altura debe reflejar la idea que el negocio quiere transmitir a sus clientes. Cada elemento debe ofrecer un significado que debe estar presente en todos los productos de la empresa. Si omites este paso tan esencial, la identidad no se comunicará de manera óptima ante los ojos de los consumidores. Pero ¡recuerda! Alcanzar un diseño con sentido toma varios intentos, así que no te apegues al primer borrador que hagas.

Irrespetar los colores y la tipografía

Todas las marcas personales son representadas por ciertos colores (con sus respectivos tonos) y tipografías específicas. Cuando hagas tus productos gráficos, procura seguir las pautas que colocaste al inicio. No utilices colores y tipografías al azar, pues no se verá bien. Además, será más complicado que los clientes te reconozcan y guarden tu imagen en sus memorias.

No jerarquizar elementos visuales

Todos hemos observado afiches o artes en los que los textos, las imágenes y las formas son del mismo tamaño y pelean por ganar el protagonismo. Es como si estuvieran gritando al mismo tiempo. Una línea gráfica de calidad ordena los elementos para dirigir a la audiencia a la idea que el negocio desea difundir. Para ser claro y directo, te sugerimos jugar con la posición y la dimensión de los objetos gráficos que decidas usar.

Emplear un logo sin abstracciones

Una de las tendencias más recientes en la industria gráfica es generar logos con abstracciones, es decir, versiones más simples y minimalistas del diseño original. ¿Has visto que algunas empresas a veces solo usan un ícono en espacios publicitarios pequeños en lugar de su logo grande? Esa es una abstracción. Te recomendamos sumarte al barco para que puedas posicionar tu marca en distintas plataformas.

¿Has escuchado de otro error de una línea gráfica que debemos esquivar? Déjanos saber en los comentarios.